Categories:

Barcelona te quiero!…Y estoy enamorada de ti desde hace mucho tiempo. 

Nuestra “relación” empezó en el verano de 2003, cuando sabía muy poca cosa sobre ti…solo que estabas ubicada en España y que las Olimpiadas de Verano de 1992 tuvieron lugar aquí. Hasta el día de hoy, he descubierto muchas facetas tuyas pero todavía me sigues sorprendiendo. 

Después de analizar nuestro pasado juntas, he llegado a la conclusión de que hay dos momentos claves que han contribuido a este enamoramiento irremediable. 

El primer momento ha sido corto e intenso, el segundo fue más largo y me cambió la vida por completo. 

 

Julio de 2003 

La 10a edición de los Campeonatos Mundiales de Natación fue organizada por FINA (Federación Internacional de Natación) en la ciudad de Barcelona, España. En la tele se transmitían todas las cinco disciplinas, pero yo miraba especialmente mis dos favoritas: natación y saltos. La primera no tuvo tanta influencia, ya que solo veías la piscina donde se desarrollaban las competiciones. La segunda fue otra historia. 

Los saltadores se lanzan al agua desde un punto fijado en distintas alturas: 1m y 3m para los trampolines, 5m, 7.5m y 10m para las plataformas, lo que significa que tienes mucha más visibilidad de la ciudad si la competición tiene lugar en una piscina al aire libre. En Barcelona fue así y la mejor vista la teníamos desde la plataforma de 10m. La tele nos mostraba dia tras dia imagenes con el Templo Expiatorio de la Sagrada Familia, el rascacielos de oficinas Torre Agbar, la montaña Tibidabo y su Torre de Collserola. 

Me enamoré de Barcelona. La ciudad me había cautivado y lo único que podía pensar era que algún día iba a ir allí. 

Foto de www.i-natacion.com

 

Agosto de 2007

El sábado 04 de Agosto de 2007, aterricé con mis padres en el aeropuerto de Barcelona. Ellos iban a pasar una semana de vacaciones en la ciudad y yo iba a estudiar español durante cuatro semanas en una escuela de idiomas llamada Enforex

El día siguiente me presente en el alojamiento asignado por la escuela – una pequeña residencia situada en Passeig de Sant Joan cerca del metro Verdaguer – para hacer el check-in y recoger las llaves de la habitación que iba a ocupar hasta el final de mi estancia. Una señora búlgara me recibió y me dijo que yo no estaba en su lista de estudiantes programados para llegar allí ese día, que probablemente la escuela me había cambiado el alojamiento y se olvidó de notificar la nueva dirección. 

Me esperaba un Lunes interesante con un test de nivel de Español, un tour de bienvenida para los nuevos estudiantes y también descifrar el rompecabezas de mi alojamiento. Tuve suerte y todo se arregló muy rápido, así que un par de días después me mudé a una residencia grande situada en la parte alta de Carrer de Aribau cerca del metro Diagonal. 

Ese momento fue el comienzo de mi maravillosa experiencia en Barcelona. 

Visité mucho por mi cuenta. Me apunté a los tours culturales organizados por la escuela. Probé comida y sabores nuevos. Mejoré mi español. Practique Inglés con mis compañeros de clase. Conocí gente de países diferentes y aprendí sobre sus culturas. Tomé el sol en la playa. Disfrute del ocio nocturno. Fui participe en una celebración local en el barrio de Gracia. Vi en vivo un partido de fútbol del equipo FC Barcelona. Y así una infinidad de cosas más. 

Un trozo de mi verano en Enforex Barcelona

 


Cuando volví a casa, me di cuenta que echaba de menos la ciudad, que en tan poco tiempo se había convertido parte de mi y que no la quería dejar ir. 

Mi lugar ya no estaba en Rumania, había dejado mi corazón en Barcelona y tenía que ir tras él lo antes posible. Estaba tan enamorada de ella que les dije a mis padres que quiero volver. 

Y me fui…pero al cabo de un año de estrés lidiando con la burocracia de Rumania intentando conseguir el traslado de mi expediente académico desde la universidad privada donde estaba estudiando hasta la universidad privada que había encontrado en mi ciudad favorita, Barcelona. 

 

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Comentarios recientes